Ateneo de Córdoba. Calle Rodríguez Sánchez, número 7 (Hermandades del Trabajo).

PRÓXIMOS ACTOS DEL ATENEO DE CÓRDOBA

Fallo del XXXV Premio de Poesía Juan Bernier.

Fallo de las Fiambreras de Plata 2019, relación de homenajeados aquí.


¡Ayúdanos! Inserta tus fotos

Atanasio de Alejandría

De Ateneo de Córdoba
Saltar a: navegación, buscar

Atanasio fue Obispo de Alejandría, nacido alrededor del año 296 y fallecido el 2 de mayo del año 373. Se considera santo en la Iglesia Católica y en la Iglesia Ortodoxa, además de Doctor de la Iglesia Católica y Padre de la Iglesia Oriental.

Obras

Escribe mucho a pesar de la dureza de su vida. Sus escritos apologéticos son “Contra los paganos y encarnación del verbo” donde expone razones a favor de la encarnación, rechaza el politeísmo y el paganismo. En los “Discursos contra los arrianos” tiene un libro que expone esta teoría y hace la definición de Nicea. Interesante es notar que nunca se refiere en sus escritos al alma humana de Cristo, argumento que le habría sido de utilidad en sus disputas con los arrianos. Otros autores como Orígenes no dudaron en esgrimir la doctrina de la completa humanidad de Jesús para lidiar sea contra el arrianismo que contra el apolinarismo. A la indecisión de Atanasio en este sentido se debe el que se hable de Logos-sarx contraponiéndolo al Logos-hombre como si de la naturaleza humana, Cristo hubiera tomado solo el cuerpo.

Se creía que el símbolo Quicumque era de Atanasio. Otras obras son:

  • Apología de los arriano
  • Epístola sobre los decretos del concilio de Nicea, defiende de la usía del Padre y el omousios.
  • Historia de los arrianos. A petición de los monjes en que se había refugiado.
  • Carta sobre los sínodos celebrados en Rimini (Italia) y Selencia.
  • Carta en nombre de los concilios.
  • Cuatro cartas a Serapión trata la divinidad del Espíritu Santo.

También tiene obras exegéticas con el tema de la virginidad. En la teología defiende el cristianismo tradicional frente Arrio. Existe una Trinidad santa y completa Padre, Hijo y Espíritu Santo, es homogénea, los mismos tienen el mismo rango..

Fragmentos de su obra

El Hijo no fue engendrado como se engendra un hombre de otro hombre, de forma que la existencia del padre es anterior a la del hijo. El hijo es vástago de Dios, y siendo Hijo del Dios que existe eternamente, él mismo es eterno. Es propio del hombre, a causa de la imperfección de su naturaleza, engendrar en el tiempo: pero Dios engendra eternamente, porque su naturaleza es perfecta desde siempre (Oraciones contra los arrianos I, 14)

Dios existe desde la eternidad: y si el Padre existe desde la eternidad, también existe desde la eternidad lo que es su resplandor, es decir, su Verbo. Además, Dios, «el que es» (ὁ ὤν), tiene de sí mismo el que es su Verbo: el Verbo no es algo que antes no existía y luego vino a la existencia, ni hubo un tiempo en que el Padre estuviera sin Logos (ciencia) (ἄλογος). La audacia dirigida contra el Hijo llega a tocar con su blasfemia al mismo Padre, ya que lo concibe sin Sabiduría, sin Logos, sin Hijo...(Oraciones contra los arrianos I, 25-26)

Notas

  • ↑ Cf. ENRIQUE MOLINÉ, Los Padres de la Iglesia. Una guía introductoria, Ediciones Palabra, Madrid 19953, ISBN 84-8239-018-X, pág. 478.

Véase también

Enlaces externos

El presente artículo aporta material procedente de una entrada de Wikipedia, publicada en castellano bajo la licencia Creative Commons-Atribución-Compartir Igual 3.0 (CC-BY-SA) o la licencia GFDL.